Psicología

  • Trato personalizado, cercano y profesional durante el proceso, y dotarles de las herramientas necesarias para un mejor afrontamiento, potenciando sus propios recursos. Promover el crecimiento personal y alcanzar un mayor potencial.
  • Asistencia, evaluación e intervención psicológica; elaboración de diagnósticos diferenciales e informes psicológicos; realización de talleres psicoeducativos grupales (inteligencia emocional, habilidades sociales, autoestima) y manejo de crisis.
  • Orientación cognitivo-conductual. Se basa en el cambio de cogniciones y de conductas para lograr objetivos planteados.
  • Las áreas tratadas pueden ser:
    • Trastornos del estado de ánimo (ansiedad, depresión, desregulación emocional…)
    • Trastornos alimentarios (obesidad, bulimia…)
    • Miedos y fobias.
    • Trastornos del control de los impulsos.
    • Problemas de autoestima y falta de confianza.
    • Problemas interpersonales y de timidez.
    • Duelos y hechos traumáticos.
    • Trastornos psicóticos (esquizofrenia…)
    • Hábitos que erradicar.